Aquiles Nazoa allá y aquí, en Caracas y en La Habana

Aquiles Nazoa allá y aquí, en Caracas y en La Habana

Etiquetas: 
Cuba, Venezuela
  • En 1961 publica el libro Los poemas y lo dedica a Fidel Castro. Foto tomada de Telesur
    En 1961 publica el libro Los poemas y lo dedica a Fidel Castro. Foto tomada de Telesur

Fue el más grande poeta humorístico de toda Latinoamérica, en su tierra venezolana es adorado y colocado en el gran altar de la poesía popular con Leoncio Martínez, Andrés Eloy Blanco y Job Pim, quienes también de la tierra venezolana extraían ese humor, esa gracia, ese ingenio ora mordaz, ora lírico con que retrataban hombres y mujeres, cosas y sucesos.

La sociedad pre-chavista bolivariana con su lucha de clases, prejuicios, corrupción, politequería, esperanzas y ansias de justicia social vibra en la poesía de este caraqueño nacido en 1920 y muerto en 1982 en un accidente automovilístico que privó a la Revolución Bolivariana de Chávez y Maduro del genial cronista que, en 1961 publica el libro Los poemas y lo dedica a Fidel Castro en el día:

Despierto frente al alba y su alegría

que a cuatro voces canta en cuatro mares,     

capitán de sinsontes y palmeras,

Fidel Castro inaugura el nuevo día.

Y, por supuesto, muy mal parado quedaría en sus poemas el actual presidente de la Casa Blanca—“soy libre, blanco, y mayor de edad”—, poco amigo de las relaciones interraciales, el Donald Trump que llama “buena gente” a neonazis y da la espalda a un Martin Luther King proclamando su sueño libertario en el Lincoln Memorial de Washington.

Muy feliz estaría hoy Aquiles Nazoa en una Venezuela por primera vez libre en pleno ejercicio de la justicia social y una democracia para todos, tan soñada en sus versos, el Poeta que imaginaba a:

Los muchachos que duermen en el suelo     

soñarán que Dios baja en patineta

a traerles la luna, desde el cielo   

convertida en galleta.