Guiñol de Santa Clara: sus 55 años

Guiñol de Santa Clara: sus 55 años

Etiquetas: 
Teatro Guiñol, Villa Clara, artes escénicas
  • Es considerado paradigma y escuela, desde la expresión de títeres y muñecos confeccionados por los propios actores. Fotos del autor
    Es considerado paradigma y escuela, desde la expresión de títeres y muñecos confeccionados por los propios actores. Fotos del autor
  • Es considerado paradigma y escuela, desde la expresión de títeres y muñecos confeccionados por los propios actores. Fotos del autor
    Es considerado paradigma y escuela, desde la expresión de títeres y muñecos confeccionados por los propios actores. Fotos del autor

Este 25 de mayo arribaron al aniversario 55 de fundado el Grupo Guiñol de Santa Clara. Considerado paradigma y escuela del teatro que se hace para niños en Cuba, desde la expresión de títeres y muñecos confeccionados por los propios actores. Por esa razón, recibieron como estímulo a la obra de la vida, el Premio Los Zapaticos de Rosa, que otorga la Organización de Pioneros José Martí.

Según la investigadora y crítica Carmen Sotolongo Valiño, esa agrupación es muy dada también a la experimentación con técnicas nuevas, a la innovación con mecanismos para el movimiento y expresión del títere y ya en 1965, a solo dos años de creado, la crítica teatral cubana los reconocía como uno de los grupos más importantes en el país.

Recientemente y a propósito de este aniversario, les ha sido conferido el Premio los Zapaticos de Rosa como estímulo a la obra de la vida de este grupo que ha hecho carrera artística desde su sede, con las escuelas y en apartadas comunidades villaclareñas.

Diversas generaciones de espectadores han crecido y aman el teatro para niños por la obra y la impronta artística que han recibido a través del guiñol de Santa Clara.

En los primeros años ellos iban a las escuelas primarias a debatir las obras con los niños y sus maestros para ver los valores que tenía la pieza e incluso la primera gira que un grupo profesional de teatro hizo por todo el Escambray Villaclareño fue el Guiñol de Santa Clara, varios años antes que el Grupo Teatro Escambray.

“Incluso su primera gira fue a la Ciénaga de Zapata al Festival del Carbón y recientemente volvieron allí al Festival de Aficionados Korimacao e impartieron talleres de títeres y conferencias sobre el teatro para niños” dice Carmen Sotolongo, historiadora de la agrupación.

Diversas generaciones de espectadores han crecido y aman el teatro para niños por la obra y la impronta artística que han recibido a través del Guiñol de Santa Clara.