Tronco viejo de la música cubana

Tronco viejo de la música cubana

Etiquetas: 
Músicos, Gran Teatro de La Habana Alicia Alonso, Johnny Ventura, EGREM, Cubadisco 2016
  • “Grabar este disco es un sueño hecho realidad declaró” Johnny Ventura. Foto del autor
    “Grabar este disco es un sueño hecho realidad declaró” Johnny Ventura. Foto del autor

“La música cubana me hace vibrar”, declaró el músico dominicano Johnny Ventura durante la presentación en el Gran Teatro de la Habana Alicia Alonso del CD Tronco viejo, rubricado bajo el sello EGREM. El lanzamiento formó parte de las actividades de la Feria Internacional Cubadisco 2016.

Grabar este disco es un sueño hecho realidad.  Empezó como una historia de hadas, confesó a los presentes, “todo comenzó desde que aquel jovencito que escuchaba música cubana en las emisoras como Radio Progreso y otros espacios, con un sabor increíble (…) de ese modo fui conociendo a Cuba”. Sumaría un premio ganado en concurso con un número de la Sonora Matancera, de ahí su pretensión como músico creció.

Más adelante Ventura comentó sobre los intérpretes que lo acompañan en el CD y cómo se incorporaron a este. Tony Ávila ya era conocido suyo. “Es un compositor de grandes condiciones”, expresó. Omara llegaría después, “fue maravilloso cantar con ella”. Con Silvio Rodríguez admitió que le resultó difícil hacer un dúo, pero funcionó, “la admiración que sentí por él fue recíproca”. Así de esta manera “se fueron sumando grandes figuras, también de importante categoría los músicos y arreglistas. Me alegra haber hecho este disco cubano”, concluyó.

La producción corrió a cargo del reconocido músico, compositor, intérprete y arreglista Edesio Alejandro, quien reconoció lo complejo de asumir este disco, “sentí que era un compromiso difícil, todo un reto, me pusieron en un aprieto; cuando era joven vi a Johnny como uno de los renovadores de la música, es uno de los mejores músicos del mundo”, comentó.

Para la grabación del CD, subrayó Edesio, “se llamaron a los más importantes músicos cubanos del momento, gracias a esto tenemos uno disco de lo mejor que se ha hecho en Cuba hasta el momento”. Entre esa constelación de estrellas se encuentran el cantante puertorriqueño Gilberto Santa Rosa, la Diva del Buena Vista Social Club y de Cuba, Omara Portuondo, los trovadores Silvio Rodríguez y Tony Ávila y el propio Edesio Alejandro. Entre los instrumentistas intervienen el trompetista Alexander Abreu, los saxofonistas César López y Evaristo Denos Baro, el tresero Pancho Amat, entre otros.

Por su parte Tony Ávila confesó: “es algo muy grande que la vida me haya premiado con este disco de Johnny, me alegra que mi obra se haya cantado por Gilberto Santa Rosa y el propio Johnny”, expresó.

La EGREM en Cubadisco 2016

De celebración está la EGREM en este Cubadisco 2016. A la amplia presencia de sus producciones —29 nominaciones—, se suma la inauguración de la Fábrica de Soportes Musicales y Audiovisuales Areito, cuyo objetivo fundamental es abaratar los costos y acercar el producto a la mayoría de la población.  Ya tienen grabados y distribuidos 43 fonogramas. Destaca la colección Memoria, disco económico que llega a la familia cubana.

Prevén migrar y posicionar la música cubana en Internet. Como estrategia firmaron una licencia con Sony y un amplio catálogo de intérpretes cubanos desde 1964 —fecha de fundación de la EGREM— pasarán a edición digital. Hay 70 000 registros, de ellos 30 000 están en negociación con Sony.

Dentro de los discos presentes en competencia está el CD Me faltabas tú de Son del Nene, quien se alzó con el lauro en el género cancionística donde  retoma varios temas que fueron popularizados por un grande de la canción cubana, Vicentíco Valdéz, “me faltaba un disco de boleros, por eso este CD y Vicentíco, cantante excepcional que escuché desde pequeño”,

Otro de los discos presentados por EGREM es !Llegó la Faíde!, de la orquesta Miguel Faílde, dirigida por el joven flaustista Ethiel Faílde, tataranieto del autor de las Alturas de Simpson. Puro sabor cubano desde la tradición, a la vez rescate y fomento del danzón, el llamado baile nacional.

El productor del disco fue el reconocido músico Joaquín Betancourt, quien reconoció que “es un acto de osadía y valentía de esto muchachos el haber optado y decidido por este género; es también valor y osadía de la EGREM y la AHS”. Más adelante manifestó: “el proceso de grabación fue difícil, eran gente joven que nunca había grabado en un estudio, la mayoría de las orquestas en el mundo utilizan músicos de estudio y ellos lo hicieron con sus integrantes”, concluyó.