Creado en: julio 9, 2024 a las 12:19 pm.

En la cuerda del presente, Aquelarre 2024

La vida es vieja fue premiada en el Aquelarre. Foto: Yasiel Hernández

Por: Talía Castro Cruz

«Reír es una necesidad vital, principalmente para todos los cubanos». Así lo expresó Osvaldo Doimeadiós, director de la puesta en escena La vida es vieja, cuando la obra recibió el premio al Mejor espectáculo del año. El resultado se dio a conocer el domingo, en la sala Covarrubias del Teatro Nacional, en la clausura del Festival del Humor Aquelarre 2024.

El Centro Promotor del Humor, por medio de su director, Eider Pérez, distinguió a humoristas, directores artísticos, promotores, grupos emblemáticos de la escena, y a otras personalidades de la cultura cubana, cuya labor ha sido significativa para el desarrollo de la institución durante sus 30 años de existencia.

Fueron reconocidos Ricardo Isidrón, Antonio Berazaín, Luis Alberto Piñero (Jape), Esteban Averof, Kike Quiñones, Pagola la Paga, La leña del humor de Santa Clara, Komotú y Teatro Tuyo. Un momento muy especial de la velada fue cuando se le entregó el reconocimiento a Osvaldo Doimeadiós, el primer director que tuvo el Centro, y quien sigue siendo un referente para todas las generaciones de humoristas cubanos.

El reconocimiento se hizo extensivo a todos los humoristas que durante tres décadas han formado parte del Centro, a quienes siguen activos, a los que ya no están, porque es innegable e imborrable la impronta que cada uno, desde su propio estilo, dejó en la historia del humor escénico cubano, y en el recuerdo de un pueblo que asume el humor como una actitud ante la vida, y que por eso lo necesita y agradece.

Durante una semana, distintas salas capitalinas acogieron variados espectáculos humorísticos. Propuestas refrescantes constituyeron un estímulo para enfrentar las adversidades, al mismo tiempo que propiciaron, mediante la sátira, reflexionar sobre la realidad y cuestionarla.

En estos espectáculos se logró reunir el talento y el carisma de humoristas y grupos consagrados de la escena cubana, como Osvaldo Doimeadiós, Kike Quiñones, Carlos Gonzalvo, Miguel Moreno, Otto Ortiz, Michel Pentón, Pagola la Paga, La leña del humor de Santa Clara, Teatro Tuyo, Grupo Etcétera, entre otros.

Se repusieron obras como La vida es Vieja, con textos de Miguel Moreno y puesta en escena de la Comunidad Creativa Nave Oficio de Isla; y Clowncierto, que fue merecedora del Gran Premio Aquelarre 2023.

Esta edición también permitió unir naciones. Humoristas cubanos, por ejemplo, compartieron escena con el comediante mexicano Carlos Ballarta.

Sobre los principales retos que enfrenta el humor cubano, Doimeadiós comentó a Granma que se trata de «saber reinventarse cada día, buscar nuevas maneras de hablarles a los públicos del hoy y el ahora, de mantener con ellos una comunicación vivaz y efectiva».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *