Creado en: octubre 6, 2021 a las 06:47 am.

¿Quiénes son los terroristas?: una cínica acusación de EEUU contra Cuba

Foto del autor

El pueblo de la Mayor de las Antillas, recuerda con dolor cada 6 de octubre a las 73 víctimas del atentado terrorista cometido hace 45 años contra un avión de Cubana de Aviación en las costas de Barbados y cuyos autores nunca fueron enjuiciados por el crimen.

En el sabotaje perdieron la vida los 24 miembros de la delegación deportiva de la isla que regresaba de Venezuela, donde habían obtenido todas las medallas de oro en el Campeonato Centroamericano de Esgrima.

El crimen de Barbados (6 de octubre de 1976), como se le conoce a la destrucción en pleno vuelo con bombas instaladas en el interior de la aeronave CU-455, es considerado hasta ahora el peor ataque de este tipo en el hemisferio occidental y uno de los más brutales actos de terrorismo ejecutado contra la Revolución cubana por personas al servicio de la CIA.

La nave de cubana de aviación se disponía a despegar desde el aeropuerto de Seawell, en la Isla de Barbados, hacia Jamaica y luego a La Habana. Setenta y tres personas iban en la aeronave que, minutos después, se volvería una llamarada en pleno vuelo cuando explotara uno de los dos explosivos C-4 que elementos terroristas colocaron en el avión.

Hipócrita, cínica y descaradamente, quienes financiaron y estimularon desde EEUU el sabotaje hoy incluyen a Cuba entre los países no cooperan plenamente con los esfuerzos antiterroristas de los Estados Unidos.

Cuba refrenda en su Constitución el repudio y la condena al terrorismo en cualquiera de sus formas y manifestaciones. Ha mantenido una actitud transparente e intachable en la lucha contra el terrorismo, así como ha manifestado la disposición de cooperar con autoridades estadounidenses como lo hace con otros países. Es algo que conoce perfectamente el gobierno de EE.UU.

Existen ejemplos concretos de esa voluntad, en el marco de instrumentos bilaterales vigentes y al amparo del Derecho Internacional. Mantiene su compromiso con el proceso de paz en Colombia, a pesar de ser víctima de reiterados actos inamistosos y deshonestos, políticamente motivados.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *.