Creado en: enero 24, 2021 a las 12:21 pm.

Holguín, a 269 años del título de ciudad

Ciudad de Holguín/ Fotos Carlos Rafael

El 18 de enero Holguín celebró el Aniversario 269 del otorgamiento del título de Ciudad y Tenencia de Gobierno. Ese día de 1752, el mariscal don Alonso de Arcos y Moreno hizo constar que, obedeciendo las órdenes del rey español Fernando VI y luego de varios intentos de los holguineros solicitando ese derecho a la Corona española, San Isidoro de Holguín dejaba de ser un pueblo, lo que era desde 1720, para convertirse en ciudad.

Fue la cuarta urbe en obtener tal condición. Para esa época y según Merced de Santa Cruz, contaba con 1291 personas blancas y 135 esclavos y existían 211 casas de rústica y sencilla construcción, donde solo había una escuela pública a cargo de Don Luis González de Rivera. En 1863 ya existían 76 ingenios, 753 vegas de tabacos y cientos de fincas rústicas y atendidas por esclavos, lo que muestra el crecimiento progresivo de la urbe.

Ese mismo año, 1752, a los originales San Isidoro y la Virgen del Rosario, se agregaron los patronos San Idelfonso y San Miguel, que dieron nombre a las actuales calles Aricochea y Luz Caballero. A partir de ese momento los vecinos pudieron gozar de todos los privilegios, honores y franquicias propias que este título poseía en la Cuba colonial.

Con motivo a esta fecha, la ciudad de Holguín celebra cada año su Semana de la Cultura, en esta edición pospuesta por la situación epidemiológica causada por la Covid-19 (dedicada al escritor, crítico y periodista David Gómez y al intelectual Eugenio Marrón).

Centro histórico de la ciudad de Holguín/ Fotos Carlos Rafael

Por tal motivo compartimos algunas curiosidades de la historia y la cultura de Holguín, como recordatorio a la urbe de patriotas como Calixto García y Julio Grave de Peralta, y grandes artistas como Faustino Oramas, El Guayabero, Raúl Camayd y Cosme Proenza.

La primera fonda o mesón

Se instaló en 1820, en una vieja casa que ocupaba parte del espacio donde está enclavado hoy el Teatro Eddy Suñol. Llevaba por rótulo La Viajera, y fue propietario Don José Canciell. Los escasos viajeros que a ella llegaban, disfrutaban, por poco dinero, de buena comida y cama. Era obligatorio despertar a los viajeros, sin importar el rango, los domingos a las 6 de la mañana. Así los huéspedes podrían cumplir con la obligación de oír misa, que se rezaba a esa hora en las iglesias de San José y San Isidoro.

La primera iglesia fundada en el Hato de Holguín

Durante la primera centuria de la colonización española, los oficios religiosos se celebraban bajo las palmas reales o a la acogedora sombra de otros árboles. Eso fue así hasta el 5 de octubre de 1692, cuando se inauguró la primera iglesia en Managuaco. El presbítero Don Gonzalo de Lagose se encargó de oficiar la primera misa.

El primer teatro

Surgió en 1833, en un sitio que ocupa hoy el Museo de Historia Natural en la calle Maceo. Se le bautizó pomposamente con el nombre de El Coliseo. En las temporadas entre funciones, servía también como depósito de granos y frutos. Los actores eran aficionados. Duró varios años hasta que se construyó otro en la calle Arias, con igual nombre.

La Plaza del Mercado

Se levantó en 1829, y era conocido como La Marqueta. Para construirla hubo que desecar un enorme lagunato que abarcaba el tramo de las actuales calles Máximo Gómez, entre Martí y Luz Caballero. El sitio estaba rodeado de tupidos árboles y era lugar de cita de las comadres y amas de casa de la ciudad. Allí se comentaban las noticias de la época a falta de otros medios. En la Plaza se vendía carne, café criollo, viandas, frutas, empanadillas, churros y otros artículos de consumo popular. Hoy, luego de un proceso de restauración, ocupa el sitio el Complejo Cultural Plaza de La Marqueta.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *.