Creado en: noviembre 29, 2021 a las 09:11 am.

Presentado Fuera (y dentro) del juego. Una relectura del «caso Padilla» cincuenta años después


Por: SUSANA MÉNDEZ MUÑOZ 

La presentación de la versión impresa de la compilación Fuera (y dentro) del juego. Una relectura del «caso Padilla» cincuenta años después, con prólogo y selección de Abel Prieto y Jaime Gómez Triana, tuvo como escenario el lobby del Instituto Superior de Relaciones Internacionales Raúl Roa García, como parte del programa del Festival Universitario del Libro y la Lectura.

Jaime Gómez Triana, vicepresidente de Casa de las Américas,  Caridad Tamayo, directora del Fondo Editorial de esa institución, y Nancy Hernández, vicepresidenta del Instituto Cubano del Libro, encabezaron el encuentro junto al anfitrión, Rogelio Sierra Díaz, rector de ese instituto, ante un público compuesto en lo fundamental por estudiantes y profesores del alto centro docente.

Gómez Triana realizó una enjundiosa exposición acerca de los propósitos de este volumen que recoge valoraciones y puntos de vista poco conocidos que contradicen total o parcialmente algunos de los estereotipos que han circulado y circulan sobre el «caso Padilla».

Explicó que la idea  de realizar la compilación surgió en un diálogo con Luis Morlote, presidente de la UNEAC, y en la coincidencia de, en medio de las  celebraciones de los múltiples sucesos históricos acaecidos en el año  1961, «no descuidar cuáles eran las efemérides que los enemigos de siempre de la Revolución cubana toman como su bandera para intentar desvirtuar los momentos inmensos (…) y el “caso Padilla” podía ser uno de los espacios que tomaran los enemigos de Cuba», aseguró el joven teatrista, y añadió que en el universo editorial cubano no existía ningún título que contara lo ocurrido desde la verdad de los hechos y con los argumentos reales.

«Hay zonas difíciles de la historia de Cuba que se convierten en zonas tabú, y el hecho de acallarlas, ya lo sabemos, nos hace mucho más daño que beneficio», advirtió.

Comentó que se dieron a la tarea, a cincuenta años de los tristes sucesos,  de compilar una amplia documentación   seleccionada  de la considerable papelería que acaudala el archivo de la Casa de las Américas, conformada por cartas, recortes de periódicos de toda América Latina, despachos de prensa, cables y documentos de variada naturaleza.

«Encontramos el tesoro de todos los documentos del caso guardados, toda la correspondencia, un material maravilloso que cuenta en detalle lo que sucedió y que nos permite volver a poner esto sobre  la mesa», señaló.

En el volumen, cuya investigación y edición se realizó en tan solo un mes, tras un esclarecedor y minucioso prólogo de los autores,  aparece una misiva de Alejo Carpentier a Roberto Fernández Retamar en la que le hace saber que se estaban recogiendo firmas entre importantes intelectuales latinoamericanos y europeos para una primera carta ; le sigue la carta que los miembros del PEN Club de México envían al Comandante Fidel Castro, condenando la aprehensión  de Padilla, y luego la conocida como primera carta de intelectuales latinoamericanos y europeos, también dirigida al máximo líder.

Consecutivamente se puede leer la «autocrítica» del poeta Heberto Padilla  (tal como la publicó un suplemento de  la revista Casa de las Américas en el número doble 65-66, y divulgó la agencia Prensa Latina, en su momento), que tuvo lugar el 27 de abril de 1971,   en la sede de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (UNEAC), luego de que el escritor  fuera excarcelado esa misma madrugada tras 37  días en prisión, pues había sido arrestado el 20 de marzo acusado de  realizar actividades subversivas contra el Gobierno.

Importante es la inclusión de fragmentos del texto «Ángel Rama y la Casa de las Américas», de Roberto Fernández Retamar, y de los libros El 71. Anatomía de una crisis, de Jorge Fornet y Decirlo todo. Políticas culturales (en la Revolución Cubana), de Guillermo Rodríguez Rivera. Además, se incluyen un testimonio de Graziella Pogolotti y otro de Miguel Barnet, los cuales fueron solicitados especialmente para esta publicación.

El volumen, publicado por la Casa de las Américas, en coordinación con la UNEAC, incorpora también la segunda carta enviada a Fidel por acreditados intelectuales latinoamericanos y europeos; cartas cruzadas entre el escritor Mario Vargas Llosa y Haydée Santamaría, y otros muchos textos publicados tanto en la revista Casa como en publicaciones de entonces.

Las grandes transnacionales de la prensa destinaron muchos espacios a publicar los textos que respaldaban  a Padilla y atacaban a la Revolución cubana, silenciando los argumentos que se ponían del lado de Cuba.

Fuera (y dentro) del juego…,rescata algunos de los trabajos que circularon muy escasamente debido a que aportaban criterios contrarios a los que defendían a Padilla y acusaban a la Revolución; entre los muy valiosos documentos se distinguen las misivas que permanecían  inéditas, de reconocidos intelectuales como Mario Benedetti, Julio Cortázar y Fernando Benítez; el libro incluye también un curioso memorándum de la CIA titulado « ¿Padilla: un Solzhenitsyn de Castro?»(1), que evidencia el interés y seguimiento de esta agencia a los sucesos asociados al caso.

Gómez Triana se refirió a lo que había ocurrido con antelación con el poemario de Heberto Padilla Fuera del juego, «por eso el libro nuestro se llama Fuera y dentro del juego», precisó, el cual recibió en 1968 el Premio Julián del Casal, de la UNEAC, con un jurado compuesto por los cubanos José Lezama Lima, Manuel Díaz Martínez, José Zacarías Tallet, el peruano César Calvo y el británico J. M. Cohen,«e insólitamente,  un caso absolutamente  extraño, la UNEAC lo publicó con un prólogo que condenaba el libro que había premiado».

En cuanto al libro presentado llamó a atención en que:

«En realidad, esta es también la historia  de desaciertos de la política cultural, la historia de desaciertos de estrategias, de diálogo, es también una historia donde alguien se montó un personaje siniestro, y a veces con ingenuidad, a veces con desconocimiento, algunos de los funcionarios de entonces, de algunas de las organizaciones que intervinieron en el caso, acabaron echándole leña al fuego y ayudando a que el personaje siniestro lograra los resultados atroces que perseguía».

En este sentido consideró que lo anterior es algo que el libro quiere mostrar, «porque hubo infinitos errores de política cultural en el caso y los hubo luego».

A propósito, en el prólogo, Prieto y Gómez Triana aseguran:

«Hoy resulta obvio que la ‘confesión’ respondía a un plan preparado por el propio Padilla. Aquella  ‘gran maniobra promocional’ contó con el apoyo entusiasta de la gran prensa y de los hinchados egos de muchos de los intelectuales extranjeros implicados. A esto hay que sumar las ingenuidades y torpezas de funcionarios cubanos que consideraron honesta la “autocrítica” y creyeron que su difusión sería conveniente para la Revolución. Para Roberto Fernández Retamar ‘la corona del desacierto fue haber auspiciado el discurso que Heberto pronunció en la Uneac’».

El joven intelectual narró como al paso del tiempo, el profesor y escritor cubano Guillermo Rodríguez Rivera se encontró con Padilla en el exterior y este le confesó que todo fue su idea, que lo que hizo fue parodiar los juicios de procesos de Moscú de los años 30 que contenían, como ingrediente esencial, la confesión de las culpas del acusado y la denuncia de otros traidores, tal como hizo Padilla al acusar a otros escritores cubanos.

 En el prólogo también los investigadores dan  conocer que  «Padilla, al enumerar sus ‘pecados’, llama didácticamente la atención sobre cómo quiso ‘identificar determinada situación cubana con determinada situación internacional de determinadas etapas del socialismo que han sido superadas en esos países socialistas’.

Para el dúo autoral«no hay nada casual: está dando las claves para sugerir una lectura de lo que está sucediendo con él a partir de purgas ocurridas en la URSS y en otros países de la Europa del Este».

Hacia el final de sus palabras Gómez Triana reiteró «esto nos debe servir de experiencia a futuro, que  no creo que vayamos a cometer errores como este, pero  quizás otros porque otras son las circunstancias del tiempo, otras son las herramientas hay que estar más alerta, hay que ser más suspicaz».

En el siguiente enlace se puede descargar de manera gratuita  la compilación Fuera (y dentro) del juego. Una relectura del «caso Padilla» cincuenta años después.

http://media.cubadebate.cu/wp-content/uploads/2021/05/Fuera-y-dentro-del-juego.-2021-comprimido.pdf

Notas:

  1. Aleksandr Isáyevich Solzhenitsyn (Kislovodsk, Rusia, 1918-Moscú, Rusia, 2008), escritor e historiador ruso, Premio Nobel de Literatura en 1970; autor de Archipiélago Gulag, una críticaal socialismo soviético.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *.